Editorial: Ante una práctica: Ilegal, abusivo y atropellante

Ante una práctica: Ilegal, abusivo y atropellante
Facebooktwitterrss

 

Es costumbre ya, la actuación desconsiderada y excesiva de la Compañía Estatal EDESTE a buena parte de sus clientes con los llamados cortes e interrupciones del servicio energético, por demás, caro, precario y de mala calidad en la Republica Dominicana.

El Canal 51, Grupo Burgos Multimedios, en el día de ayer, se convirtió en otra víctima reiterada de esa malsana forma contractual atropellante, y que puso en peligro el Complejo Sistema de Trasmisión del Grupo Burgos Multimedios y sus equipos de alta tecnología y valor económico.

En esta práctica nociva al comercio, la industria y sectores residenciales, actúa en concierto la  Compañía, Almonte S. A, Santo Domingo Este, brazo ejecutante y en consecuencia, actores de responsabilidad  civil frente a daños y perjuicios éticos y económicos.

En la Republica Dominicana, son reconocidos y reputados los derechos y las prácticas legítimas comerciales:

  • El Derecho a libre información.
  • El Derecho a la libertad de empresa.
  • El derecho a la libertad de prensa.
  • Ah, y en un mundo de comercio e inversiones globales, el compromiso inviolable de la seguridad jurídica por los contratos con medios y servicios internacionales, empresas y medios locales y contratos publicitarios que implican daños y perjuicio a nuestro medio de comunicación.

 

Todos estos derechos sagrados, acervo de la historia y lucha del pueblo dominicano hoy, plasmado y subrayado en nuestra Constitución del año 2010.

En consecuencia, rechazamos  estos atropellos y agravios reiterados  a estos sagrados  derechos Universales que han sido abonados con sangre de los dominicanos.

Además, invocaremos todos los procedimientos que nos acuerdan las leyes para defendernos de los abusos de estas empresas.

Esta agresión combinada, intuimos  que tiene origen motivacional, por nuestra paradigmática condición de  medio informativo independiente, plural y sin compromisos y que durante 30 años hemos cumplido ampliamente con nuestras responsabilidades económicas a las instituciones ya citada.

No obstante los atropellos y agravios. Reiteramos a los amables televidentes, oyentes y lectores de nuestros variados medios; que no modificaremos, que no

Abjuraremos de nuestros principios y mantendremos firmemente nuestra programación independiente, de calidad y respeto a nuestros televidentes, a las empresas que nos han apoyado durante años, siempre observando el respeto a nuestra leyes.

 

Facebooktwittermail

Deja un comentario